La pintura en las Comunidades de Vecinos en Barcelona

Si recientemente realizamos un artículo sobre la pintura en la reforma de pisos en Barcelona, hoy queremos hablaros de un aspecto no menos importante relacionado con este tipo de trabajos: la pintura en las comunidades de vecinos en Barcelona, cuando hacemos una reforma de espacios comunes, porterías, mantenimiento o reparaciones por daños superficiales.

La primera diferenciación que debemos hacer es la situación dentro de la propia comunidad de vecinos, ya que pueden realizarse en las partes exteriores del edificio (fachadas, patios, impermeabilizaciones de terrados y cubiertas, barandillas y puertas exteriores, etc..) o en las partes interiores del edificio (vestíbulos, escaleras, puertas y barandillas interiores, parquings, etc..)

La función también es un punto importante a la hora de realizar la aplicación de pintura en comunidades de propietarios: la pintura puede ser decorativa, o tener una función que va más allá de la estética, por ejemplo, para realizar impermeabilización de terrados y terrazas (cauchos, poliuretanos, …) en caso de querer reparar filtraciones en Barcelona, o para conseguir un aislamiento (como el caso del aislamiento térmico que os comentamos hace poco).

En el primer caso, con función decorativa, cuando hacemos una reforma de una comunidad de vecinos en Barcelona, la pintura es la fase final de todo el proceso, por lo que hay que cuidar especialmente los acabados para que el resultado potencie el conjunto de la reforma ejecutada; motivo éste por el que es imprescindible ponerse en manos de una empresa con técnicos cualificados de amplia experiencia.

Si nos centramos en las reparaciones o repintados, deberemos tener en cuenta que éstas deben hacerse con cierta periodicidad. Las zonas comunes de los edificios en Barcelona sufren un especial deterioro al estar expuestas, en algunos casos, como las áreas exteriores (fachadas, cubiertas y patios), a la acción de la intemperie; y en los espacios interiores, (vestíbulo y escaleras) por rozamientos, mudanzas y el trasiego normal de las personas.

Es importante que realicemos este mantenimiento en las comunidades de vecinos en Barcelona, ya que el aspecto de la pintura en vestíbulos y escaleras, puede ofrecer una imagen de deterioro y abandono o, por el contrario, manteniendo estos elementos comunes en buen estado, se transmite una sensación de conservación y limpieza, que dará bienestar a los vecinos y una apariencia agradable y cuidada a los visitantes.

En unas zonas u otras, con una función u otra, lo que recomendamos encarecidamente es que la selección de la empresa de reformas de Barcelona que elijamos sea la más adecuada. Los aplicadores profesionales de pintura en edificios de comunidades en Barcelona, emplean las últimas tecnologías en maquinaria y utillajes, para poder aplicar la diversidad de materiales existentes en la actualidad, ya sea mediante plataformas elevadoras, cestas articuladas, andamiajes de última generación y los equipos más sofisticados para los alpinistas de trabajos verticales en altura.

Por otra parte, también es necesario que conozcan bien los últimos materiales disponibles, sus cualidades y modo de aplicación. Y que tanto las técnicas como los materiales absolutamente respetuosas con el medio ambiente.

Os dejamos, como hacemos habitualmente, nuestro contacto para cualquier duda o asesoramiento que pudieseis precisar.